dijous, 29 de novembre de 2012

Versos colgados



Tengo unos versos colgados
en la barra de un poema
ordenados y dispuestos
como en perchas de madera
metidos en el armario
sin nadie que me los lea.
No reciben luz ni oxígeno
y se me mueren de pena,
se pasan días y meses
sin que nadie abra las puertas
y se pruebe los vestidos
que fue colgando el poeta
hechos con telas preciosas
de terciopelo y de seda.
Pondré bolas de alcanfor
para ver si se conservan…
Quizá algún día lejano
alguien se vista un poema
aunque sea de disfraz
para acudir a una fiesta.




Félix

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada