dissabte, 16 de novembre de 2013

Nuestra cosecha


Cuando me bese
la lluvia de tus nubes
y el rayo placentero de tu sol
me hiera,
te juro que de hijos tuyos
se me henchirá la tierra
y brotará en espigas de centeno
morenas,
verdeando en la sabia

que corre por tus venas
y oreando en el viento
de nuestra complacencia.
Yo diré: nuestro campo.
Tú: nuestra cosecha.

 Félix

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada